Capitalismo versus socialismo: una visión general​

Capitalismo versus socialismo: una visión general​

Los términos capitalismo y socialismo se usan para describir sistemas económicos y políticos. En un nivel teórico, ambos términos también describen escuelas específicas de pensamiento económico. Una de las diferencias más fundamentales entre los sistemas del capitalismo y el socialismo radica en el alcance de la intervención del gobierno dentro de una economía.

El modelo económico capitalista se basa en condiciones de libre mercado para la creación de riqueza. La producción de bienes y servicios se basa en la oferta y la demanda en el mercado general. Esta estructura económica se denomina economía de mercado.

En un modelo económico socialista, la producción de bienes y servicios está parcial o totalmente regulada por el gobierno. Esto se conoce como planificación central, y la estructura económica que se crea se conoce como economía planificada o economía dirigida .

CONCLUSIONES CLAVE​

  • El modelo económico capitalista se basa en condiciones de libre mercado para la creación de riqueza; la producción de bienes y servicios se basa en la oferta y la demanda en el mercado general.
  • En un modelo económico socialista, la producción de bienes y servicios está parcial o totalmente regulada por el gobierno; esto se conoce como planificación central, y la estructura económica que se crea se conoce como economía planificada o economía dirigida.
  • La mayoría de los países son economías mixtas, que se encuentran en algún lugar del espectro entre el capitalismo puro y el socialismo puro.

Capitalismo​

En una economía capitalista, la propiedad y los negocios son propiedad y están controlados por individuos. La producción y los precios de los bienes y servicios están determinados por la cantidad de demanda que generan y la dificultad de su producción.

Te puede interesar:  El documental crítico con Pedro Sánchez 'El autócrata', arrasa en internet

Teóricamente, esta dinámica impulsa a las empresas a fabricar los mejores productos al menor precio posible; el capitalismo pretende impulsar a los empresarios a encontrar formas más eficientes de producir bienes de calidad. Para los consumidores, esta dinámica pretende crear un sistema en el que tengan la libertad de elegir los mejores y más baratos productos.

Este énfasis en la eficiencia tiene prioridad sobre la igualdad. Una distribución equitativa de bienes y servicios entre todos los miembros de una sociedad es de poca importancia dentro de un sistema capitalista. Según las teorías económicas que sustentan el capitalismo, la desigualdad es el motor que impulsa la innovación, que se traduce en desarrollo económico.

En una economía capitalista, el estado no emplea directamente la mano de obra. Esto conduce a altos niveles de desempleo durante tiempos de recesión económica .

¿Qué es el socialismo?​

Socialismo​

En una economía socialista, el estado posee y controla los principales medios de producción. En algunos modelos económicos socialistas, las cooperativas de trabajadores poseen y operan los principales medios de producción. Una cooperativa de trabajadores es una empresa propiedad de sus trabajadores y autogestionada por ellos. Otros modelos económicos socialistas permiten la propiedad individual de empresas y propiedades, aunque con impuestos más altos y un mayor grado de control gubernamental.

La principal preocupación del modelo socialista de economía es una distribución equitativa de la riqueza. Una distribución equitativa de la riqueza tiene por objeto garantizar que todos los miembros de una sociedad tengan las mismas oportunidades para lograr ciertos resultados económicos. Para lograrlo, el Estado interviene en el mercado laboral.

Te puede interesar:  La Amnistía en España: Orígenes y Significado de un Concepto Legal

En una economía socialista, el estado es uno de los principales empleadores. Durante tiempos de dificultades económicas, el estado socialista puede ordenar la contratación, por lo que existe un empleo cercano al pleno , incluso si los trabajadores no están realizando tareas particularmente demandadas por el mercado.

Además del capitalismo y el socialismo, la otra gran escuela de pensamiento económico es el comunismo. Muchos principios del comunismo y el socialismo se oponen al capitalismo, pero existen distinciones importantes entre el socialismo y el comunismo .

Consideraciones Especiales​

La mayoría de las economías modernas son economías mixtas. Esto significa que existen en algún lugar en un continuo entre el capitalismo puro y el socialismo puro, con la mayoría de los países practicando un sistema mixto de capitalismo en el que el gobierno regula y posee algunos negocios e industrias.

En la forma más pura de un sistema capitalista (a veces denominado capitalismo de laissez-faire), los individuos privados no tienen restricciones y la economía opera sin controles ni controles gubernamentales. Los particulares y las empresas pueden determinar dónde invertir, qué fabricar y vender, y los precios de los bienes y servicios.

En un sistema puramente socialista, todos los medios de producción son colectivos o de propiedad estatal.

Algunos países incorporan tanto el sistema del sector privado del capitalismo como la empresa del sector público del socialismo para superar las desventajas de ambos sistemas. En estas economías, el gobierno interviene para evitar que cualquier individuo o empresa tenga una postura monopólica y una concentración indebida del poder económico. Los recursos de estos sistemas pueden ser propiedad tanto del Estado como de particulares.

Te puede interesar:  La intrincada relación entre los políticos españoles y los bancos: desvelando los secretos no contados

Deja un comentario